El developer feliz: qué buscamos y qué necesitamos

26/08/2018
Artículo original

Developer Feliz

Cuando preparaba “El Feliz Developer”, la charla para T3chFest que me animó a preparar un estudio sobre motivaciones profesionales en el sector IT, una de las cuestiones fundamentales en la investigación, era definir las necesidades más importantes de los trabajadores. El objetivo era reflexionar sobre qué cosas son las que buscamos, las que necesitamos, en nuestra vida y, sobre todo, también en el trabajo.

Hoy intentaremos analizar precisamente cuáles son nuestras necesidades, y por qué algunas son más importantes que otras dentro del entorno profesional.

¿Qué es lo que de verdad queremos?

Lo ideal antes de empezar a leer este artículo es que te sientes con una hoja de papel al lado. ¿Ya la tienes? Escribe en un lado cuáles son los factores que hacen que te sientas feliz en tu trabajo. Escribe en otro lado cuáles son los factores que podrían hacer que fueras infeliz en tu trabajo

Genial, ahora puede seguir leyendo. Pensar en este tipo de cosas sin conocer las clasificaciones teóricas, te permite ser mucho más sincero contigo mismo.

Los profesionales que respondieron a la encuesta de El Feliz Developer” dijeron que lo más valorado en su trabajo era, en este orden:

  • flexibilidad
  • salario,
  • buen ambiente
  • uso de las tecnologías más actuales.

Por otro lado, lo que más se echaba en falta era:

  • formación
  • salario acorde a las expectativas
  • uso de metodologías ágiles

La teoría de Herzberg: necesario, pero no suficiente para hacernos felices

¿Hasta qué punto piensas que tener una buena silla, la temperatura de la oficina, o una luz que no parpadee sobre ti te hace feliz?

Hay dos teorías, con sus matizaciones, claro, que nos ayudan a explicar muy bien cuáles son las necesidades y motivaciones que tenemos en el ambiente profesional.

Una de estas teorías es la de Herzberg, que analiza qué factores generan satisfacción, y qué factores generan insatisfacción. Lo realmente interesante de esta teoría, es que hay factores que ayudan a aumentar nuestra satisfacción, pero tienen muy poco efecto sobre la insatisfacción, y viceversa punto hay factores que cuando faltan causan insatisfacción, pero que estén presentes no garantiza la satisfacción de los trabajadores: son necesarios, pero no suficientes.

¿Hasta qué punto piensas que tener una buena silla, la temperatura de la oficina, o una luz que no parpadee sobre ti te hace feliz? No es algo que añadiríamos como algo que nos motivaría, pero sin embargo, si hace demasiado frío o calor, hay olor desagradable o ningún ascensor funciona, nos sentiriamos muy insatisfechos. Este tipo de reflexiones nos ayuda a valorar y entender la importancia de las “pequeñas” grandes cosas , y a comprender por qué desde la empresa es importante cuidar estos detalles, que muchas veces damos por supuesto.

¿Eres capaz de definir cuáles son los factores que deberían cumplirse, obligatorios si cambiaras de trabajo?

Maslow y la jerarquía de nuestras necesidades

Ahora, ponte delante de tu hoja de papel. ¿Eres capaz de definir cuáles son los factores que deberían cumplirse, obligatorios si cambiaras de trabajo? ¿Puedes definir por otro lado cuáles supondría un plus, pero son menos importantes para ti?

Muchos ya conoceréis la Pirámide de Maslow. Es nuestra segunda teoría: fue propuesta por Maslow en los años 40 que trata de jerarquizar las necesidades del ser humano: las ordena según su orden de prioridad. Estas necesidades están orientadas a la vida en general, y se han interpretado varias veces por diferentes autores.

Estas necesidades son básicas (las que nos permiten mantenernos vivos), seguridad, afiliación (como nos relacionamos) , reconocimiento (como nos perciben). Pueden trasladarse al entorno profesional, como vemos en la pirámide.

Piramide de Maslow adaptada al trabajo

Desde luego, y como podremos imaginar, este orden de necesidades puede cambiar: dependiendo de nuestra situación, valoramos más unas cosas que otras (después de una mala experiencia en un ambiente conflictivo, primaremos las necesidades de socialización o afiliación, si estamos en un momento en el que es muy necesario el crecimiento profesional por sentirnos encasillados, serán fundamentales las opciones de promoción al buscar un nuevo empleo.

Por ejemplo, a partir de cierta banda salarial. ¿Hay una diferencia real entre cobrar 80 u 85k al año?, el dinero tiene menos importancia en detrimento del tipo de trabajo, el clima laboral…. pero esto solo ocurre cuando ciertas bases están cubiertas

Es importante entender que las necesidades han de cubrirse primero desde la base e ir subiendo: no podemos hablar a alguien de que le vamos a dar entradas para ir al cines si le estamos pagando un salario ínfimo o no le damos herramientas mínimas para trabajar.

Por supuesto, en muchos casos, un problema social de afiliación puede convertirse en un problema de base: machismo, acoso, si afecta a la seguridad...

Cambiamos lo que somos, lo que necesitamos… y cómo influimos

Como curiosidad: fíjate en nuestra pirámide: las bases, en azul (básicas y seguridad) deben ser aseguradas por la empresa, es su responsabilidad. La parte verde es responsabilidad repartida, entre la empresa y nosotros (proceso de selección, relaciones informales) La cúspide depende más de nuestra propia percepción.

Y, una última observación. Vuelve a pensar en esos factores que hacen que te sientas bien en el trabajo. En tu día a día: la limpieza la seguridad… piensa en el trabajo de las personas que se esfuerzan por que tu base de la pirámide sea lo mejor posible. Quienes reparan tu ascensor, vacían tus papeleras, vigilan los accesos y se encargan de que el baño esté limpio. También tienen su propia pirámide, sus necesidades y sus motivaciones.

Éste puede ser también un buen ejercicio autoconocimiento. ¿Cuáles son los factores que has considerado necesarios (imprescindibles para un cambio)? ¿cuáles son los que has considerado motivadores (un plus)? ¿Qué puedes exigir a la organización para que tu pirámide mejore? ¿Cómo puedes afectar tú a la pirámide de los demás? ¿Qué soluciones de la pirámide aporta tu trabajo, y tu actitud?

Este tipo de reflexiones nos ayudan a conocer mejor cómo somos, cuáles son las necesidades que ahora no tenemos cubiertas, y cómo hemos evolucionado a lo largo de los años, tanto nosotros como nuestras motivaciones.

Foto | Raimond Spekking Video | El feliz developer | T3chFest 2018